La Ley del Mono en Chile: Una visión personalizada

Que Es La Ley Del Mono En Chile

El pasado 25 de abril de 2023 entró en vigencia la extensión de la denominada “ Ley del Mono ”, que permitirá hasta el 31 de diciembre de 2025 poder regularizar todas las viviendas, obras o ampliaciones que no tengan recepción definitiva, siempre que cumplan con los requisitos indicados en la propia normativa,

– 04-10-2023

Qué implica la Ley de Derechos Municipales en Chile

La Ley del Mono en Chile se refiere al pago que se realiza a las municipalidades por el ingreso de un expediente en la Dirección de Obras correspondiente. Este pago es necesario para cubrir los costos asociados con la revisión de solicitudes y antecedentes, así como la inspección y recepción de obras.

En Chile, existe una ley conocida como “La Ley del Mono”, la cual establece un costo adicional que debe ser pagado por todas las edificaciones. Es importante destacar que este costo no se trata de un impuesto, sino más bien de una contribución destinada a financiar obras y servicios públicos necesarios para el desarrollo urbano.

El cálculo de esta contribución dependerá del tipo y magnitud de cada obra. Es decir, cuanto mayor sea la envergadura del proyecto constructivo, mayor será el monto a pagar. Esta medida tiene como objetivo principal asegurar que los proyectos inmobiliarios cumplan con los estándares requeridos en términos de infraestructura y equipamiento urbano.

Es importante mencionar que La Ley del Mono ha sido objeto de debate en diversos sectores debido a su impacto económico sobre los desarrolladores inmobiliarios. Sin embargo, también es reconocido que esta contribución juega un papel fundamental en la planificación y desarrollo ordenado de las ciudades chilenas.

Calculando los Derechos Municipales en Chile

En Chile, existe un procedimiento para determinar el monto a pagar por los Derechos Municipales. Este proceso fue establecido en 1999 y se basa en lo estipulado en los Artículos 126 y 127 de la Ley General de Urbanismo y Construcciones (LGUC).

¿Cuál es el significado y la utilidad de la ley del mono?

El director de Obras Municipales tiene la facultad de otorgar el permiso de edificación y la recepción final de una construcción a través del acto administrativo correspondiente. Según lo establecido por la ley, los municipios también están obligados a entregar las patentes correspondientes.

You might be interested:  Las Leyes de Mendel: Enunciados

1. Solicitud del permiso de edificación ante el director de Obras Municipales.

2. Evaluación y análisis técnico por parte del departamento encargado.

3. Otorgamiento del permiso de edificación junto con las condiciones específicas para su ejecución.

4. Supervisión durante el desarrollo de la obra para asegurar que cumpla con los requisitos establecidos en el permiso.

5. Finalización y entrega al director municipal para realizar la recepción final.

6. Verificación exhaustiva para comprobar que todo está conforme a lo autorizado previamente.

7. Emisión del certificado o documento oficial que respalda la recepción final satisfactoria.

Es importante destacar que esta lista es solo un ejemplo ilustrativo y puede variar según cada caso particular y las normativas vigentes en Chile

Cómo calcular los Derechos Municipales en Chile

Antes que nada, es importante identificar el material principal utilizado en la construcción o el tipo de estructura para determinar la clasificación de la edificación, ya sea tradicional o prefabricada.

En Chile, la Ley del Mono establece diferentes tipos de estructuras que se utilizan en la construcción. Estos incluyen:

A: Estructura de acero.

B: Estructura soportante de hormigón armado o una combinación de acero y hormigón.

C: Muros soportantes de albañilería confinada entre pilares y cadenas de hormigón.

D: Muros soportantes de albañilería hechos con bloques o piedras.

E: Estructura soportante de madera.

F: Construcciones realizadas con adobe, tierra cemento u otros materiales similares.

Estas categorías definen los distintos tipos de estructuras que se pueden utilizar en las edificaciones en Chile, cada una con sus propias características y requisitos específicos. Es importante tener en cuenta estas clasificaciones al momento de llevar a cabo proyectos constructivos para garantizar la seguridad y cumplimiento normativo adecuados.

En Chile, la Ley del Mono se refiere a las construcciones prefabricadas que se utilizan en diferentes tipos de estructuras. Estas construcciones pueden ser de tres tipos principales: G, H e I.

El tipo G se refiere a las estructuras metálicas prefabricadas. Estas son construidas con elementos metálicos como vigas y columnas que son fabricados previamente en talleres especializados y luego ensamblados en el lugar de destino.

Por otro lado, el tipo H corresponde a las estructuras de madera prefabricadas. En este caso, los elementos principales utilizados son tablas y viguetas de madera que también son fabricados previamente para luego ser montados en el sitio donde se va a realizar la construcción.

Finalmente, el tipo I incluye las construcciones basadas en placas o paneles hechos de materiales como hormigón liviano o fibrocemento. Estos paneles también son producidos antes de su instalación final y permiten una mayor rapidez en la ejecución de la obra.

You might be interested:  La Ley de Causa y Efecto en la Filosofía: Explorando las Conexiones Universales

La Ley del Mono establece regulaciones específicas para cada uno de estos tipos constructivos con el objetivo principal garantizar la seguridad y calidad tanto durante su fabricación como durante su uso posterior.

2. Identificar la categoría de la construcción

La clasificación de las construcciones en Chile se basa en su calidad. Existen cinco categorías para los edificios, las cuales son determinadas por un puntaje obtenido según diferentes características de la construcción, como el diseño, la estructura, las instalaciones y las terminaciones. Este puntaje es asignado por las Direcciones de Obras Municipales utilizando una guía técnica emitida por el Ministerio de Vivienda y Urbanismo llamada “Guía Técnica para determinar la Categoría (1 a 4) de las Construcciones”.

Es importante mencionar que los galpones, bodegas, hangares y edificios similares en Chile son considerados como Otras Construcciones según el MINVU. Estos tipos de construcciones tienen una combinación de materiales y características especiales, por lo cual existen clasificaciones y categorías específicas para ellos.

Una vez que se ha determinado la clasificación y categoría de la edificación, es necesario llevar a cabo el siguiente paso.

3. Establecer el costo por metro cuadrado

Para obtener el presupuesto total de un edificio en Chile, es necesario seguir tres pasos. En primer lugar, se deben calcular los metros cuadrados de las diferentes áreas de la construcción. Luego, estos subtotales se multiplican por el costo por metro cuadrado correspondiente a cada área para obtener un costo parcial. Por último, se suman todos estos subtotales y así se obtiene el presupuesto total del edificio.

Cómo determinar los Derechos Municipales en Chile

Una vez que se haya calculado el presupuesto de la construcción, es necesario multiplicarlo por el porcentaje establecido en el Artículo 130 de la Ley General de Urbanismo y Construcciones, dependiendo del tipo de permiso correspondiente.

En el caso de las propiedades sujetas a la Ley Mono, este corresponde al 1,5% del presupuesto total de la obra. Pero este monto puede variar, según algunas condiciones que te contamos a continuación.

¿Cuántos metros autoriza la ley del mono?

La Ley del Mono en Chile es un beneficio que permite a las personas acceder a una rebaja en el impuesto territorial de sus viviendas. Sin embargo, para poder utilizar este beneficio, existen ciertas condiciones que deben cumplirse.

Una de estas condiciones es que la vivienda debe tener una superficie menor a 90 metros cuadrados. Esto significa que si la casa o departamento tiene más de 90 metros cuadrados, no se podrá aplicar esta ley y no se obtendrá la rebaja en el impuesto territorial.

Además, otra condición importante es que el avalúo fiscal de la propiedad debe ser menor a 1.000 UF (Unidades de Fomento). En términos monetarios esto equivale aproximadamente a $35.956.400 pesos chilenos.

You might be interested:  El inciso 3 del artículo 7 de la Ley N°20.880

Beneficios de la Ley del Mono en el pago de Derechos Municipales en Chile

Esperamos haber sido de ayuda al proporcionarte información sobre los Derechos Municipales que debes pagar. Sin embargo, te recomendamos buscar el asesoramiento de profesionales capacitados para determinar con precisión los materiales predominantes y las estructuras presentes en tu propiedad.

Pasos para regularizar una casa en Chile

Obtener el Certificado de informes previos.

– Realizar los Planos.

– Certificación de habitabilidad.

– Obtener la Certificación de propiedad libre de reclamaciones.

– Constituir el expediente para la regularización.

– Entregar el expediente.

– Pagar los derechos municipales.Más elementos…

Duración de la ley del mono en Chile

La Ley del Mono en Chile establece un plazo para apelar cuando la primera solicitud de regularización de una vivienda ha sido rechazada. Actualmente, los propietarios que deseen poner su propiedad en regla deben presentar los antecedentes correspondientes a la Dirección de Obras Municipales (DOM) y esperar 90 días para recibir una respuesta por parte de este organismo.

Este período de espera es crucial, ya que durante estos 90 días se evalúa si la vivienda cumple con las normativas y requisitos necesarios para ser regularizada. En caso de que la DOM rechace inicialmente la solicitud, se otorga un plazo adicional para apelar a esta decisión.

La posibilidad de apelación permite a los propietarios argumentar y presentar nuevos antecedentes o información relevante que pueda cambiar el resultado inicial. Es importante destacar que este proceso busca garantizar tanto el cumplimiento legal como la seguridad habitacional, asegurando así condiciones adecuadas para quienes residen en estas viviendas.

El costo de construir sin autorización en Chile

El artículo 133 de la Ley General de Urbanismo y Construcciones (LGUC) establece que si una construcción se realiza sin obtener el permiso correspondiente, se deberá pagar un recargo del 50% del derecho municipal que corresponda al momento en que el propietario solicite regularizar su situación.

En palabras simples, esto significa que si alguien decide construir algo sin tener los permisos necesarios, cuando quiera legalizar esa construcción tendrá que pagar un impuesto adicional equivalente al 50% del valor original. Este recargo es una forma de sancionar a quienes no cumplen con las normas y reglamentos establecidos para garantizar la seguridad y ordenamiento urbano.

Es importante destacar que esta ley busca incentivar a las personas a seguir los procedimientos legales antes de iniciar cualquier tipo de construcción, ya sea para evitar problemas futuros o para mantener el correcto funcionamiento de las ciudades en Chile.